Una de las grandes decisiones para hacer una celebración siempre acaba siendo el lugar en donde lo vas a llevar a cabo, pues cada vez más la gente esta tomando la iniciativa de realizar pequeños eventos en sus casas, dando por  resultado otra opción más para configurar de manera personal tu evento, pero con lo que ello genera responsabilidad , de adaptar el espacio para el desarrollo de la celebración como también para la generación de contenido del mismo.

En los últimos tiempos hemos visto incrementado la tendencia de utilizar casas de familiares con jardín para la celebración de un evento y ello conlleva un ahorro y a la vez una tarea más en la gestión del evento para los organizadores que en muchas ocasiones son los mismos homenajeados.

Por otro lado siempre se tiene la tranquilidad, de gestionar el espacio con la facilidad de saber que tienes de todo y no temes quedarte sin nada o salir corriendo a buscar cualquier cosa porque conoces el terreno.

En los referente a cubrir necesidades todo lo tienes en casa pero una casa no esta adaptada para grandes eventos, y a veces su potencia tampoco esta adaptada para según que necesidades de consumo eléctrico.

Esto hace que el coordinador  u organizador del evento tenga que encargarse de más tareas para organizar su celebración, llegando a ser en algunos casos bastante compleja la coordinación del mismo.

Desde estas líneas me gustaría proponer la figura del coordinador del evento global, que en según que países es tan importante o crucial, llegando a ser prescriptor de un evento de éxito, ya que es necesaria la coordinación de muchas empresas y los homenajeados o empresas organizadoras, han de estar por los invitados y por disfrutar del mismo.

Es por ello que por grande o pequeño que sea el evento siempre es mejor que lo coordine un tercero aunque la instalación sea particular porque el día en cuestión las personas han de estar disfrutando o participando del evento y no ocupándose de la evolución del mismo.