Normalmente cuando planificamos organizar un evento o boda, pensamos en un lugar, y conforme vamos investigando en el mercado conocemos las diferentes propuestas de instalaciones o venues , que se nos ofrecen en nuestro territorio.

Podemos encontrar, cerca del Mar, en la Montaña, en un lugar escondido en el interior, en un lugar urbanizado, en la capital, etc… Hay infinidad de lugares donde escoger, eso facilita la decisión, a la vez que la acompleja, pero siempre hay algunos indicadores que nos ayudan a segmentar las instalaciones y con ello facilitarnos la toma de decisión.

Como pueden ser las capacidades, no todas las instalaciones tienen la misma capacidad, algunas tienen espacios para pocas personas y otras para miles de personas, eso puede ayudarnos a segmentar las instalaciones.

Disponibilidad de espacios, muchas de las instalaciones tienen prevista salas o espacios cubiertos que facilitarían el famoso “Plan B”, en caso de lluvia. Aunque las instalaciones y venues que se dedican a celebrar eventos, siempre tienen cubierto el Plan B, C, D, E….

Si la instalación esta cerca de establecimientos hoteleros o en la misma encontramos habitaciones para los novios y invitados de fuera. Cada vez más esta creciendo la tendencia de realizar una boda y quedarse a dormir con muchos amigos y familiares para al dia siguiente realizar una comida relajada y de esta manera pasamos de un dia de celebración a un fin de semana con celebración.

Tenéis que recordar que la instalación, ha de ser acogedora y tener las comodidades para vuestros invitados, ya que en la instalación o venue todo el mundo se va a acordar. Los demás componentes son los que añaden experiencia o valor a la instalación , el catering, el grupo de música, diskjockey, etc.. y el fotografo es el que plasma el recuerdo en eterno.